El Linfedema - La Elefantiasis

Glosario de Linfedema, Enfermedad de Milroy, Asociaciones, Drenaje manual, Niños con Linfedema, Mi vida con el linfoma y linfedema, Biopsia del Nódulo Linfático Centinela, Síndrome de Stewart-Treves, Síndrome de Meige, Hinchazón del brazo, hinchazón de la pierna, Síndrome de Melkersson Rossenthal, Drenaje linfático manual, Síndrome de Meige, El Sistema Linfático, Genetica del Linfedema, Biopsia de los ganglios linfáticos, Linfadenitis, linfangitis, Infecciones del linfedema, Linfedema y Cáncer, Linfedema Hereditario, Sindromes Linfoproliferativos, La Elefantiasis, Síndrome de distiquiasis, Linfangioleiomiomatosis, Síndrome de Klinefelter, Linfogranuloma venéreo, Dolor Cronico, Linfedema postmastectomía, Linfangiograma, Tratamiento quirúrgico, Linfadenitis, Celulitis, Linfangioma, Higroma Quistico, Antibioticos, Infecciones, Linfedema Therapists, Tratamiento Clinicos - Lymphedema Spanish - Spain, Mexico, Centra and South America

Moderators: Cassie, patoco, Birdwatcher, Senior Moderators

El Linfedema - La Elefantiasis

Postby patoco » Sun Jun 11, 2006 12:28 pm

El Linfedema - La Elefantiasis

Por Favor Visita: Lymphedema People

http://www.lymphedemapeople.com

----------

El Linfedema - La Elefantiasis

INFORMACIÓN PARA EL PÚBLICO EN GENERAL

El linfedema (más comúnmente conocido como “elefantiasis”) es una enfermedad sobre la cual existe escasa información. Por eso seguramente causará sorpresa saber que según la Organización Mundial de la Salud se hallaban registrados hasta 1983 nada menos que 250 millones de casos de linfedemas en el mundo.

Cuando las extremidades, superiores o inferiores, son afectadas por un linfedema se produce un engrosamiento (“hinchazón”) que paulatinamente va pasando de “brazos o piernas apenas hinchadas” a deformaciones francamente angustiantes que producen un serio deterioro tanto físico como psicológico del paciente. El entorno familiar y social del enfermo es igualmente afectado por esta situación.

El linfedema ha sido considerado desde hace mucho tiempo como una dolencia incurable y a la vez progresiva en su evolución de tal manera que los enfermos linfedematosos debían resignarse a vivir el resto de sus vidas en ese estado y contemplar, impasibles, el avance de su deformación. La desinformación sobre los importantes adelantos logrados en los últimos tiempos en lo que respecta a los tratamientos de esta patología alcanza no sólo a los enfermos sino también a parte de la comunidad médica. Hoy se puede decir que existen tratamientos específicos mediante los cuales se obtienen excelentes resultados lográndose mejorías de hasta el ciento por ciento cuando se aplican en etapas tempranas.
¿Qué es el Sistema Linfático y para qué sirve?

Linfa significa “cristalino como el agua”. En realidad es sangre sin glóbulos rojos. La linfa es transportada desde los tejidos hacia el corazón a través de unos conductos llamados conductos linfáticos. Estos, cada tanto, atraviesan unas formaciones denominadas ganglios linfáticos que “filtran” la linfa sacándoles algunas sustancias que están contenidas en ella.

Tanto las venas como los conductos linfáticos llevan sangre de retorno al corazón pero la diferencia consiste, además del color, en que la linfa es, por así decirlo, más “pesada” debido a que lleva proteínas de alto peso molecular que llamaremos macroproteínas (por esa misma causa no “entran” en las venas). Justamente se dice que el Sistema linfático cumple una función vital: la devolución de estas proteínas a la circulación sanguínea. Si esto no sucediera así el ser humano no viviría más allá de las 24 horas!

¿Cómo llega la linfa desde los pies, por ejemplo, hasta el corazón? Los conductos linfáticos tienen en su interior, de trecho en trecho, válvulas que son como compuertas que se abren únicamente cuando la linfa va hacia el corazón pero que se cierran automáticamente cuando ésta quiere volver hacia atrás. El segmento de conducto linfático comprendido entre válvula y válvula se denomina Linfangión o corazón linfático. Como las válvulas son muchas tendremos miles de pequeños corazones o Linfangiones los cuales captan la linfa de “abajo” y la expulsan hacia “arriba” (hacia el corazón) mediante movimientos de contracción. Con el fin de ser simples en la explicación diremos que toda la linfa del cuerpo llega a un grueso conducto, el Conducto Torácico, el cual desemboca (como el Río de la Plata en el Océano Atlántico) en la Vena Subclavia Izquierda y de aquí va, finalmente, al corazón.

¿Qué es el linfedema? ¿Qué es la elefantiasis?

¿Qué pasa si los conductos linfáticos se obstruyen en algún punto? Se produce un congestionamiento por acumulación de linfa que no puede circular y por ende también de macroproteínas que a su vez tienen la propiedad de absorber agua (poder oncótico). Por lo tanto la “hinchazón” o edema ocasiona un engrosamiento de la extremidad debido a la linfa acumulada a lo que se suma el líquido absorbido por las macroproteínas. Este edema por ser de origen linfático se denomina “linfo-edema” o simplemente “linfedema”. Entre los factores que originan linfedema en las extremidades tenemos: extirpación de mama por cáncer de mama (linfedema postmastectomía) que es la causa más común de linfedema de miembros superiores; la radioterapia también favorece la obstrucción de los conductos linfáticos; otras enfermedades oncológicas, por ejemplo los tumores de piel; vaciamientos ganglionares (axilares, inguinales, etc.); traumatismos (cuando los conductos se rompen por golpes o fracturas); extirpación de venas para la realización de cirugía cardíaca: by-pass aortocoronario; úlceras venosas, etc. También hay un número significativo de linfedemas congénitos.

Algunas prácticas favorecen la formación de linfedemas, como por ejemplo el linfedema de los jinetes que se produce porque la presión que ellos ejercen con la cara interna de las rodillas puede romper conductos linfáticos.

Existen distintos grados de linfedema que van desde la simple “hinchazón” de los tobillos y/o pies, que no desaparece por completo al levantarse a la mañana, hasta los más grandes que originan grandes deformaciones y que llamamos “Elefantiasis”.

Tratamiento sin cirugía: Método Földi

Curiosamente entre los más entusiastas defensores del tratamiento no quirúrgico del linfedema se han destacado desde el siglo pasado... los cirujanos! Incluso el drenaje linfático manual fue inventado por un cirujano alemán en 1892 (hace 105 años).

La Terapia Descongestiva Compleja (TDC) tal cual la realiza uno de los más grandes linfólogos de la historia de la especialidad fue presentada por el Dr. Salvador Nieto en 1991 en París con el nombre de TDC Método Földi en honor a su maestro y creador del sistema, el Profesor Michael Földi, de Alemania. Hoy por hoy hay consenso internacional de que es la terapéutica más eficaz lo cual está avalado por los miles de casos tratados exitosamente con este método.

Es un tratamiento clínico intensivo de cuatro semanas de duración. Básicamente comprende tres partes: estimulación de las bombas linfáticas musculares, drenaje linfático manual y la compreso-expresión. La primera parte tiene como objetivo restablecer la función de bomba de los músculos para contribuir a la movilización de la linfa. El drenaje linfático manual (DLM) es una técnica científica que requiere conocimiento e idoneidad. Como su nombre lo indica, su objetivo es drenar la linfa de donde está acumulada. El tercer paso es la compreso-expresión del miembro afectado. Fundamentalmente se efectúa a través de vendajes específicos (a veces se utilizan medias o mangas desde el principio) distintos a los comunes y con vendas apropiadas. El vendaje lo debe realizar exclusivamente el médico especializado ya que mal hecho puede ocasionar severos problemas, como compresión de nervios, paresias o parálisis de la extremidad afectada.

Si bien estos son los elementos básicos del método, el especialista tratante dispondrá del modo de realización.

Un punto a considerar es el del DLM. Es un componente muy importante del método pero hasta ahí su valor. Lamentablemente a veces se utiliza, impropiamente, como tratamiento del linfedema por sí mismo, en forma aislada.

La Fundación Salvador Nieto “para el desarrollo de la Linfedematología”, con más de 800 linfedemas de miembros superiores e inferiores tratados con el TDC Método Földi, posee una de las experiencias más importantes en el campo internacional. Los resultados obtenidos con dicho método son altamente positivos y ya fueron expuestos en Washington, en el Congreso Internacional de Linfología, en 1993. En los linfedemas más graves tratados se obtuvieron reducciones mínimas de un 57% en su circunferencia en tanto que en los casos más leves o más tempranamente tomados la recuperación fue total o casi total. Hoy no sólo se puede demostrar la eficacia del Método Földi en el corto plazo sino también la perdurabilidad de esa eficacia en el largo plazo

La Fundación Salvador Nieto está científicamente y profesionalmente relacionada con los centros más importantes del mundo especializados en Linfedematología, tales como la Universidad de Arizona (EE.UU.), la Universidad de Adelaida (Australia), la Fundación Cognac-Jay (París), la Academia de Ciencias Polacas y la Földiklinik (Alemania) que es el centro linfológico más reconocido internacionalmente.

También la Fundación Salvador Nieto se halla citada como centro internacional de consulta en el libro “Modern Treatment for Lymphedema”, editado en la Universidad de Adelaida (Australia).

FUNDACION SALVADOR NIETO
Av. Santa Fe 2679, 2° "D" - 1425 Buenos Aires - Argentina
Tel.: (5411) 4825-1486 - TeleFax: (5411) 4826-8519

http://www.fundacionsnieto.com

E-mail: fundasnieto@fibertel.com.ar

---------------------------

INFORMACIÓN PARA PROFESIONALES
Sistema linfático - Linfología


El Sistema Linfático forma parte, junto a las arterias y venas, del aparato circulatorio y se encuentra distribuido por todo el cuerpo humano. Por los conductos linfáticos circula la Linfa (sangre sin glóbulos rojos que transporta proteínas de alto peso molecular, junto a otros elementos, y que por ello no puede ser transportado por las venas).

Su función es devolver la linfa desde los espacios instersticiales de los tejidos al sistema circulatorio. El Sistema Linfático también participa del sistema inmunitario.

En cuanto al sistema linfático merece mencionarse un hecho relativamente nuevo: la existencia del Linfangión, que es la unidad motora del sistema linfático (o corazón linfático) definida por el espacio comprendido entre dos válvulas de los vasos, que capta y expulsa linfa con movimientos de relajación y contracción. Por esto y al solo efecto de ilustrar, se puede comparar este sistema con el intestino, ya que posee movimiento propio. Las proteínas que transporta el sistema linfático son indispensables para la vida. Si por alguna razón el sistema linfático dejara de funcionar se produciría una hinchazón que iría en aumento mientras persistiera esa situación. Esta circunstancia fue debidamente comprobada por el zoólogo suizo Ernst Mislim , que documentó cómo una rana que carecía de ganglios inguinales y axilares comenzó a edematizarse (hincharse) hasta que finalmente estalló a consecuencia de un fenómeno químico de consecuencias físicas: en la linfa hay un alto contenido de proteínas de alto peso molecular, muy grandes, que tienen el poder de absorber agua y por lo tanto de "hincharse".

La Linfología es aquella rama de la medicina que se orienta al estudio de este sistema vascular, sobre cuya existencia -al igual que la de los linfedemas, aunque sin mencionarlos por ese nombre- se tiene conocimiento desde hace miles de años.

Luego de que la investigación sobre el sistema linfático decayera durante los primeros trece siglos D.C. diferentes investigadores renacentistas tomaron la responsabilidad de continuar con su estudio hasta que finalmente Gaspar Aselius (1581-1626) natural de Cremona, Italia y profesor de Anatomía y Cirugía que ejercía en Milán descubrió -o tal vez redescubrió- los vasos linfáticos.

Linfedema

Cuando por alguna razón -entre varias posibles- se produce una obstrucción, disfunción o destrucción del sistema linfático, la linfa se acumula en los espacios instersticiales de los tejidos, principalmente en la grasa subcutánea, conformando así un cuadro de depósito anormal de proteínas de alto peso molecular lo que lleva al edema (hinchazón), la inflamación crónica y a la fibrosis (que produce endurecimiento) de esos tejidos.

El linfedema se ubica entre el músculo y la piel.

Datos Históricos

La hinchazón del pie y otras zonas del cuerpo fue observada por los pueblos bíblicos. En el Deuteronomio se menciona la "hinchazón de los pies" sufrida por algunos hebreos durante los cuarenta años en que permanecieron en el desierto durante el éxodo. Esta hinchazón era tan frecuente que su ausencia era considerada una gracia divina (ya que habitualmente se desplazaban caminando).

La Biblia lo recordaba a los niños de Israel como una bendición y un milagro: "Tus vestidos, con los que has cubierto, no han envejecido con el tiempo, tu pie no se ha hinchado, y he aquí que es el cuadragésimo año" se lee en el libro del Deuteronomio 8-4.

La elefantiasis, complicada con ulceración y linforrea (el equivalente a una hemorragia pero de linfa), ha sido descripta por algunos comentaristas bíblicos como la enfermedad que sufría Job.

En la India, 1500 a.C., la elefantiasis era tan frecuente que fue determinado por la ley de Manú como un obstáculo para el casamiento de los Sacerdotes. Estaba estipulado que un sacerdote no debía tomar esposa procedente de familias con antecedentes de tuberculosis, epilepsia, lepra o elefantiasis.

(Datos obtenidos de los trabajos de Grandval y Zieman).
Más cercano en el tiempo, Hipócrates (460-336 a.C.) señaló el sistema linfático como conteniendo "sangre blanca", mientras que Aristóteles lo llamó "tubos con fluido incoloro".

En cuanto al término elefantiasis, el investigador Middleton menciona que durante la campaña del ejército romano a Libia "el espectáculo de las grandes hinchazones de las piernas y escroto cubiertas de costras recordaban la piel del elefante".

Linfedematología
Linfedema de las extremidades

La Linfedematología es la rama de la Linfología que se dedica al estudio, detección y tratamiento de los linfedemas. Como se mencionó anteriormente, cuando se produce una obstrucción o disfunción del sistema linfático se produce el linfedema.
Existen diferentes tipos de linfedemas, caracterizados por su grado de desarrollo y la zona del cuerpo donde se ubican. Los linfedemas de las extremidades, tanto superiores como inferiores, constituyen un porcentaje importante del total de linfedemas registrados.
En los miembros superiores los linfedemas más frecuentes son los llamados linfedemas posmastectomía, que tienen como antecedente la cirugía donde se extirpa la mama enferma. La radioterapia también puede favorecer la obstrucción de los conductos linfáticos.
En los miembros inferiores pueden desarrollarse linfedemas a consecuencia de intervenciones para extraer venas de la región para operaciones de by-pass por patologías cardíacas o vasculares periféricas y también resultan habituales las causas oncológicas relacionadas con el cáncer de piel, los linfedemas debidos a traumatismos, golpes o fracturas.

Otras posibles causas de linfedema de las extremidades son:
• La práctica de algunos deportes: los jinetes suelen padecer linfedemas ya que la presión ejercida por la cara interna de las rodillas puede romper los conductos linfáticos. Algo similar ocurre con el esquí por la presión de las botas.
• La insuficiencia venosa crónica.
• La insuficiencia linfática congénita.
• La trombosis venosa.
• Las operaciones de várices.
• Los vaciamientos inguinales (por tumores ginecológicos o de testículos).

Entre los factores laborales corresponde incluir todos aquellos que afectan al sistema venoso de los miembros inferiores aumentando el volumen de sangre acumulada en tejidos, ya que así se provoca un aumento de actividad de los linfáticos y cualquier alteración en los mismos ocasiona depósitos anormales de fluido y proteínas que al absorber líquido hinchan esos tejidos originando linfedemas.
Cuando los trastornos causados por la insuficiencia venosa son graves se produce el deterioro de la piel (que cambia desde el color té con leche hasta el ocre) y de la grasa subyacente, que se endurece. Cuando esto ocurre, los vasos linfáticos principales se lesionan seriamente (con lo cual reducen su actividad) o son destruídos. En esos casos el resultado es la formación de linfedemas.

Tratamiento del linfedema de las extremidades

Aunque parezca un contrasentido, muchos de los principales precursores del tratamiento conservador -no quirúrgico- del linfedema han sido cirujanos. Una de las técnicas más empleadas es el drenaje linfático manual, que cuenta con 107 años de existencia.
Los sistemas terapéuticos han progresado en los últimos años. El médico alemán Michael Földi, maestro del doctor Salvador Nieto, creó la Terapia Descongestiva Compleja a la que por sus características especiales el Dr. Nieto "bautizó", en un trabajo de su autoría, como Método Földi o TDCMF ("The effectiveness of Földi´s method in Lymphedematology. Its use in Argentina". XIII Congreso Internacional de Linfología. París, 1991). Dicho método se desarrolla a través de un tratamiento clínico intensivo de cuatro semanas de duración.
El Método Földi se divide en tres partes. La primera recibe el nombre de Miolinfoquinesis (que trabaja sobre los músculos que ayudan a circular la linfa). En esta etapa el objetivo es recuperar el poder de bombeo del músculo, ya sea por medio de la gimnasia o por estimulación eléctrica en los casos más agudos, para que contribuya al transporte de linfa.
La segunda parte es la aplicación del Drenaje Linfático Manual. Se trata de una técnica médica que requiere conocer a fondo el sistema linfático, pues será responsable del transporte de la linfa hacia puntos determinados. Esta práctica necesita de un sólido conocimiento para su realización pero hoy en día, lamentablemente, se efectúan bajo su nombre los procedimientos más dispares.
El tercer paso es un sistema de Compresión que se lleva a cabo mediante vendajes hechos con técnicas específicas que debe realizar exclusivamente el médico especialista, ya que de no realizarse correctamente puede provocar serios problemas. Superada la fase intensiva del tratamiento, el vendaje se reemplaza por mangas o medias con determinados grados de compresión.
Las estadísticas demuestran fehacientemente que la recuperación lograda por medio de este método es altamente significativa, tanto que en los linfedemas más graves se obtienen como mínimo reducciones de un cincuenta y siete por ciento de su volumen. En los casos leves o en etapas tempranas la recuperación es total o casi total.

Reflexiones Finales

La desinformación acerca de las causas y tratamientos del linfedema llevaron a considerar esta enfermedad como incurable y progresiva. Esta idea, extendida incluso en la comunidad médica, ha sido la causa de que muchos de los pacientes afectados abandonaran su atención y evolucionaran hacia deterioros extremos tanto en aspectos físicos como psíquicos (ya que se trata de una enfermedad deformante).
La ciencia, por fortuna, evoluciona y en la actualidad tratamientos específicos, como lo es el aquí descripto, logran mejorías de hasta el ciento por ciento si se aplican en los períodos precoces y de acuerdo con estrictas condiciones médicas y científicas.
El tratamiento del linfedema se divide en antes y después de la aparición del método Földi. Durante muchos años, y ante la ausencia de tratamientos clínicos, o conservadores, eficaces predominaron mayormente las soluciones quirúrgicas. Pero con el surgimiento de la escuela desarrollada por el gran maestro de la Linfología Michael Földi (Alemania) y los modernos conceptos aportados por prominentes linfólogos, tales como, entre otros, Waldemar Olszewski (Polonia), Marlys Witte y Charles Witte (EE.UU.), Ethel Földi (Alemania), el australiano John Casley Smith, Jacques Gruwez (Bélgica), el maestro argentino Carlos Grandval, Rubens Mayall (Brasil), S. Jamal (India) y Leo Clodius (Suiza), los tratamientos no quirúrgicos han ocupado un lugar preponderante.
Al respecto conviene recordar que existe consenso universal sobre la coherencia y necesidad de practicar en primera instancia un tratamiento no quirúrgico y sólo ante su fracaso acudir a las intervenciones quirúrgicas.
La Terapia Descongestiva Compleja Método Földi es un modo de tratamiento absolutamente definido que, al menos en la experiencia de los centros más capacitados en su realización, generalmente no han necesitado del auxilio de la cirugía. Así como admite flexibilidad dentro de ciertos límites también es absolutamente preciso en sus exclusiones, por ejemplo las bombas de compresión neumáticas. Además es esencialmente artesanal y claramente diferenciable por su rigurosidad y eficacia de los demás tratamientos conservadores, aun de aquellos englobados bajo el nombre de Terapia Descongestiva Compleja.
La desinformación y el desconocimiento de esta enfermedad pueden llevar a cometer errores de consecuencias imprevisibles porque si el diagnóstico no es correcto se aplicarán tratamientos inadecuados. Así, el linfedema sigue su curso y evoluciona hacia estadios cada vez más deteriorantes, a lo que se suma que un miembro con linfedema es fácil presa de los gérmenes. Por eso la erisipela y la linfangitis son moneda corriente en las etapas evolutivas de esta dolencia y la agravan.
Es muy frecuente que el linfedema sea tratado desde un punto de vista puramente estético y no como una enfermedad. Si a ello se suma que el personal tratante puede no ser médico o si lo es no tiene los conocimientos esenciales sobre la enfermedad, el paciente con linfedema estaría en serio riesgo de evolucionar hacia un cuadro muy grave (un cáncer de gran malignidad): el Linfangiosarcoma o Síndrome de Stewart-Treves.
Existen sobradas estadísticas al respecto.

FUNDACION SALVADOR NIETO
Av. Santa Fe 2679, 2° "D" - 1425 Buenos Aires - Argentina
Tel.: (5411) 4825-1486 - TeleFax: (5411) 4826-8519
http://www.fundacionsnieto.com
E-mail: fundasnieto@fibertel.com.ar

-------------------------

Linfedema

Definición:

El linfedema es un trastorno causado por la alteración del drenaje de la linfa. El fracaso del transporte de ese líquido causa acúmulo de proteínas, aumento de la presión osmótica intersticial y desplazamiento del líquido hacia el espacio intersticial. El resultado final es la tumefacción de una extremidad.

Fisiopatología:

La linfa procede del líquido intercelular y es transportada a través de los vasos linfáticos hasta los ganglios linfáticos, y después hasta los conductos linfáticos. A nivel de los linfáticos superficiales, el flujo de linfa puede verse bloqueado o reducido por la disminución del número real de vasos, obstrucción o ausencia de válvulas en los vasos linfáticos. La fuga de linfa hacia el tejido subcutáneo da lugar a fibrosis e inflamación.

El linfedema primario o idiopático no tiene una causa demostrable. Se puede dividir en tres tipos de acuerdo con el momento de comienzo: congénito, si aparece en el momento del parto o durante la niñez precoz, como consecuencia de la ausencia de vasos linfáticos; precoz, si se inicia entre la pubertad y los 30 años de edad, y tardío, si se comienza después de los 30 años. El linfedema congénito representa menos del 10% de todos los casos de linfedema primario. El precoz es el tipo de linfedema primario más habitual, y su frecuencia es tres veces superior en las mujeres que en los hombres. Esta anomalía se produce si en el momento del nacimiento existen algunos linfáticos funcionantes, pero su número se hace insuficiente cuando el individuo crece.

El linfedema secundario o adquirido se debe a óbstrucción de las vías linfáticas. La obstrucción puede estar causada por presión externa debida a tumores malignos, lesión traumática, eliminación o alteración quirúrgica de los linfáticos (mastectomía o disección inguinal) o radiación. En los países donde son frecuentes las infecciones parasitarias, la filariasis representa una causa frecuente de linfedema.

Manifestaciones clínicas:

En el linfedema primario, la afectación de la pierna izquierda es más habitual. El edema comienza por lo general a nivel del tobillo y el paciente se queja de pesadez del miembro. Muchas veces no se afectan los pies y la piel parece plegarse sobre ellos. Si existe afectación del pie, el edema predomina en la puntera y forma una especie de joroba. Conforme asciende el edema, el miembro adquiere una forma más cilíndrica, como un tronco de árbol. La piel aparece de color rosa-rojizo, con un aspecto picado. La afectación del tejido subcutáneo provoca fibrosis y falta de elasticidad. Antes se pensaba que el linfedema no producía la fóvea propia del edema por estasis; sin embargo, la falta de fóvea después de aplicar presión se debe a la fibrosis y no guarda relación con la causa del edema. Las úlceras cutáneas características de la enfermedad venosa no son frecuentes en el linfedema, pero si lo son los problemas de mal olor y las infecciones micóticas en los pliegues de la piel.

http://www.terra.es/personal2/rmm00005/linfedema.htm

-------------------------

Linfedema Después de una Mastectomía

¿Qué es el sistema linfático?

El sistema linfático está compuesto por redes de finos vasos que llevan linfa desde todos los tejidos, incluidos los más alejados, a través de todo el organismo hasta unas grandes venas cercanas al corazón. La linfa contiene, entre otras cosas proteínas y sustancias de moléculas grandes que el organismo ha ido "olvidando" entre las células de los tejidos de todo el cuerpo. Estas molécula retienen agua, lo que provoca la hinchazón (edema) de los tejidos que no han podido deshacerse de ellas. El sistema linfático limpia de estas moléculas los espacios que hay entre las células y los transporta en la linfa hasta la sangre.

Con frecuencia durante una tumorectomía o una mastectomía, el cirujano extirpa algunos de los nódulos linfáticos de la axila. En los ganglios linfáticos de la axila desembocan los vasos linfáticos de la región de los antebrazos, de la mayor parte de la mama, de la nuca y de la axila. Los nódulos linfáticos ayudan a filtrar el exceso del fluido, los posibles microbios y los residuos de las infecciones.

¿Qué es el linfedema?

Cuando los linfáticos se alteran o se dañan, el brazo puede sufrir un edema. Este daño linfático puede deberse a cirugía, a radioterapia o, más frecuentemente, a una combinación de ambas. La quimioterapia puede también contribuir al edema del brazo. Este edema, causado por una retención anormal de líquidos debido al mal funcionamiento de los linfáticos, se llama linfedema.

La mujer cuyos ganglios de la axila han sido extirpados tiene un riesgo más grande de desarrollar linfedema, lo que puede ocurrir inmediatamente después de la cirugía, o meses o años después. No todas las mujeres que tienen una mastectomía experimentarán linfedema. Por otro lado, hay varios tipos de linfedema.
El tipo agudo, temporal y suave de linfedema aparece unos pocos días después de la cirugía y usualmente dura un periodo corto de tiempo.
El tipo agudo y más doloroso de linfedema puede ocurrir como de 4 a 6 semanas después de la cirugía.
El tipo más común de linfedema tiene lugar lentamente y sin dolor, y puede tener lugar de 18 a 24 meses después de la cirugía.

¿Cuáles son los síntomas del linfedema?

El síntoma principal del linfedema es el edema del brazo afectado. El grado de edema puede variar. Algunas personas pueden experimentar un edema severo - cuando el brazo afectado está varias pulgadas más grande que el otro brazo. Mientras que otras experimentarán una forma más suave del edema - cuando el brazo afectado está sólo un poco más grande que el otro brazo.

Además del edema del brazo afectado, los siguientes son síntomas comunes en el linfedema.

Los síntomas incluyen:

- La sensación de plenitud o tirantez en el brazo afectado.
- Sentir dolor en el brazo afectado.
- Edema en la mano.
- Debilidad en el brazo afectado.

Sin embargo, cada individuo puede experimentar los síntomas de una forma diferente. Los síntomas del linfedema pueden parecerse a otras enfermedades. Consulte con su médico para su diagnóstico.

Tratamiento para el linfedema:

El tratamiento para el linfedema depende de la gravedad y la extensión de la condición. La prevención y el control del linfedema juegan un papel importante en esta condición ya que no existe cura.
El tratamiento puede incluir lo siguiente:

El ejercicio

El ejercicio ayuda a restaurar y a fortalecer, además mejora el drenaje. El tipo de ejercicio le será recomendado por su médico y, o por su fisioterapeuta.

Las vendas

El usar una manga de compresión hecha especialmente para usted, o una venda elástica podría ayudar a prevenir la acumulación de los fluidos.

La bomba del brazo

El aplicar una bomba (algunos le llaman bolsa térmica) en el brazo ayuda con frecuencia a aumentar el flujo de los fluidos en los vasos linfáticos, y previene que estos fluidos se colecten en el brazo.

La dieta

El tener una dieta bien balanceada y controlar el peso del cuerpo es una parte importante del tratamiento.

Mantener el brazo elevado

El mantener el brazo elevado por encima del nivel del corazón, cuando es posible, permite que la gravedad ayude a retirar el fluido acumulado.

Prevención de la infección

Es importante tomar medidas preventivas, como el buen cuidado de la piel, para proteger el brazo afectado de las infecciones y de la ruptura de la piel.
Los pacientes que sufren de cáncer de mama que mantienen un buen cuidado de la piel y hacen ejercicio apropiadamente después de la mastectomía tienen menos probabilidad de desarrollar el linfedema.

Prevención y control del linfedema

La protección del brazo edematoso es muy importante después de la cirugía del seno. Un sistema linfático estropeado puede hacer que el brazo afectado sea más susceptible a las infecciones y menos sensible ante temperaturas extremas. Las personas con linfedema deben evitar cualquier lesión o infección asi como las actividades que provocan demasiado esfuerzo en el brazo enfermo. Las medidas de protección incluyen lo siguiente:

- Asegúrese de que todas las muestras de sangre se tomen del brazo que no está afectado. Lo mismo vale para todas las inyecciones que le den.
- Evite el usar camisones de noche o ropa con elástico en las mangas.
- Cargue su bolso o paquetes pesados con el brazo sano.
- Use una afeitadora eléctrica cuando se vaya a afeitar las axilas.
- Evite las quemaduras (por el sol y de otro tipo) especialmente en el brazo afectado.
- Asegúrese de que todos los exámenes de la presión sanguínea se hagan en el brazo sano.
- Use guantes cuando esté haciendo algo de jardinería y cuando esté usando detergentes fuertes para el hogar.
- Limpie la piel del brazo diariamente y use loción. Cuando se esté secando el brazo, hágalo suavemente pero de una forma minuciosa.
- Mantenga el brazo elevado cuando sea posible.
- Haga ejercicio regularmente para mejorar el drenaje, pero primero consulte con su médico o con su fisioterapeuta.
- Mantenga una dieta bien balanceada, baja en sodio.
- Evite las temperaturas extremas bien sea caliente o fría, como las bolsas térmicas calientes o frías (en algunos países se les llaman bombas).
- Cuide sus uñas apropiadamente y evite cortar sus cutículas.
- Limpie todas la heridas con jabón y agua, y después aplique una pomada bactericida y una venda esterilizada.
- Proteja sus dedos de las punzadas con agujas y con objetos afilados. Use un dedal cuando esté cosiendo.
- Evite los movimientos vigorosos, repetitivos o contra resistencia (como frotar, traccionar o empujar) con el brazo afectado.
- Notifique a su médico inmediatamente si hay cualquier señal de infección, como enrojecimiento, calor, aumento en el edema, o fiebre.

http://www.webmujeractual.com/noticias/linfedema.htm

-------------------------------

Linfedema

El linfedema es un trastorno caracterizado por una ralentización de la circulación del líquido linfático. Esto puede suceder después de la extirpación de ganglios linfáticos axilares y puede provocar hinchazón en el brazo, la mano, la axila y la pared torácica sobre el lado afectado. Algunos pacientes también sufren molestias en ese brazo.
El 5% de los pacientes desarrollará linfedema en el primer año posterior al tratamiento del cáncer de seno. Cerca del 20% de las pacientes desarrollará linfedema en el transcurso de sus vidas. Incluso puede presentarse hasta 30 años después del tratamiento.

Los individuos que se sometieron a una mastectomía simple, mastectomía parcial o mastectomía radical modificada con vaciamiento (extirpación) ganglionar axilar y, con frecuencia, radioterapia corren riesgo de desarrollar linfedema. El tratamiento y la propia enfermedad pueden resultar complicados en pacientes obesas ya que el tejido adiposo obstaculiza el drenaje linfático.

¿Qué sucede en el cuerpo cuando se desarrolla linfedema?

Existen entre 600 y 800 ganglios linfáticos en el cuerpo. El sistema linfático sirve para regresar proteínas y líquido a las venas y ayuda a mantener el volumen de sangre. El líquido linfático está compuesto por proteína y agua excedentes, células muertas, bacterias, virus, hormonas, vitaminas, células sanguíneas y materia inorgánica, por ejemplo, colorantes. Cuando el drenaje del líquido linfático se reduce debido al bloqueo del sistema y/o a la extirpación de los ganglios linfáticos, el líquido linfático se acumula y puede ocasionar problemas al individuo. El líquido linfático acumulado es territorio fértil para las bacterias y rápidamente puede redundar en una infección. Además, el agua es atraída por las proteínas y, por consiguiente, también por el líquido linfático rico en proteínas, lo que genera la hinchazón asociada con el linfedema.

¿Cuál es el tratamiento del linfedema?

Aún no existe una cura para este trastorno. Es muy importante que todos los pacientes estén alertas ante los primeros signos de la enfermedad para poder iniciar el tratamiento de inmediato. Resulta de gran ayuda medir los brazos de los pacientes antes de comenzar el tratamiento del cáncer de seno para facilitar la detección temprana del linfedema.

El tratamiento del linfedema agudo puede durar entre una semana y un mes, con una combinación de drenaje linfático manual, automasaje del paciente, ejercicio y uso de prendas de compresión. Luego el paciente debe continuar el tratamiento para prevenir la recurrencia de la enfermedad.

Tratamiento falso conservador

A continuación se enumeran una serie de tratamientos formulados para el linfedema de ineficacia comprobada:

"Mantener su brazo elevado": la elevación de la extremidad puede brindar algún beneficio, pero no representa un tratamiento definitivo.

Diuréticos: los diuréticos filtran el agua del tejido pero no la proteína. Como el tejido se estiró con el edema, hay más espacio para la acumulación de proteínas. Cuando se interrumpen los diuréticos, más proteínas atraen más agua a la zona.

Sólo prendas de compresión y bombas de compresión: no son efectivas e incluso pueden empeorar la afección al empujar el líquido hasta la parte superior del brazo, pero sin desplazarlo fuera de esta zona. El aumento de líquido en la parte superior del brazo incrementa el bloqueo del flujo del líquido linfático desde el brazo.

¿Qué puede hacer para disminuir el riesgo de desarrollar linfedema?

Si advierte cualquier grado de hinchazón en su brazo, mano, dedos o pared torácica, comuníquese de inmediato con su médico.

Es importante prevenir la restricción del flujo de líquido linfático en el brazo afectado:

Recargue paquetes o carteras en el otro brazo u hombro.
Realice controles de la presión arterial del otro brazo. Si los ganglios linfáticos fueron extraídos de ambas axilas, consulte a su médico para determinar dónde debería tomar la presión.
No utilice alhajas ajustadas en el brazo afectado.
No utilice mangas con puños elásticos.
No levante objetos pesados con el brazo afectado.
Las mujeres No deberían utilizar sostenes ceñidos. Escoja un sostén con tiras anchas y acolchadas en los hombros

El líquido linfático es rico en proteínas que estimulan el crecimiento de bacterias.

Evite las inyecciones (incluso quimioterapia), extracciones de sangre, acupuntura y tatuajes en ese brazo. Estos procedimientos pueden introducir bacterias en la piel y originar una infección.
Evite los eritemas solares y las quemaduras en la mano y brazo afectados. Las lesiones cutáneas causadas por quemaduras permiten el ingreso de bacterias a través de la piel que pueden originar una infección en el brazo afectado.
Las mujeres deberían utilizar una afeitadora eléctrica para depilarse las axilas y prevenir cortes que podrían provocar infecciones.
Lave las heridas y picaduras de insectos inmediatamente, aplique un medicamento antibacteriano y luego cúbralas con una venda. Comuníquese con su médico si percibe algún tipo de eritema, dolor o si la zona está más caliente que la piel circundante, ya que esto puede indicar una infección.
Utilice guantes para proteger sus manos al trabajar en el jardín y al emplear detergentes fuertes.
Arregle sus uñas con cuidado. No corte sus cutículas.
Asegúrese de mantener el brazo afectado muy limpio. Séquelo cuidadosamente después de bañarse. Asegúrese de secar con delicadeza entre sus dedos y cualquier pliegue de sus brazos. Colóquese una loción para humectar su piel y evitar el agrietamiento, que puede permitir el ingreso de bacterias en la piel.

Algunos profesionales recomiendan la administración de un antibiótico antes de realizar procedimientos odontológicos o (para las mujeres) procedimientos ginecológicos (excepto para el Papanicolau). Estos procedimientos pueden introducir a su sistema sanguíneo bacterias de su boca o aparato genital. Estas bacterias podrían "alojarse" en el líquido linfático acumulado y provocar una infección en el brazo afectado. Consulte a su médico para determinar si usted debe tomar esta precaución.

El ejercicio es importante, pero recuerde consultar a su médico antes de iniciar un programa de actividad física. Los ejercicios correctos promueven la circulación del líquido linfático. Es importante evitar los movimientos repetitivos y el levantamiento de pesas.

Durante el día, las personas afectadas suelen utilizar mangas de compresión para evitar la acumulación de líquido. Las prendas de compresión deben colocarse correctamente, de lo contrario agravarían la afección. Recuerde que debe utilizarlas junto con otras rutinas del tratamiento. Las mangas de compresión pueden ser beneficiosas durante viajes en avión para prevenir la hinchazón, pero también debería utilizarlas antes del viaje para familiarizarse con su uso.

http://psaweb.pcola.med.navy.mil/breast ... edema.html

----------------------

Linfedema

INFORMACIÓN GENERAL

¿Qué es el linfedema?

El linfedema es un padecimiento que afecta el flujo normal de la linfa en una extremidad.

¿Qué lo ocasiona?

Es debido a anormalidades congénitas del desarrollo que se caracteriza por afección hipo o hiperplásica de los linfáticos proximales o dístales y se le denomina como forma primaria. La obstrucción suele encontrarse en los conductos y ganglios linfáticos pélvicos o lumbares cuando la enfermedad es extensa y progresiva.

Cuando la existe una obstrucción mecánica de los linfáticos por traumatismo, resección o radiación de ganglios linfáticos regionales o afección extensa de estos por una enfermedad maligna o filariasis se le denomina secundaria. En ambos casos causa incompetencia del sistema valvular, alterando el flujo normal a lo largo de los vasos linfáticos y originando estasis progresiva de un líquido rico en proteínas con fibrosis secundaria.

SÍNTOMAS

Pueden superponerse episodios de inflamación aguda y crónica, con estasis y fibrosis adicionales. Hay hipertrofia del miembro con engrosamiento y fibrosis notables de la piel y el tejido subcutáneo y disminución del tejido adiposo.

El edema es indoloro en una o en ambos miembros inferiores, principalmente en mujeres jóvenes. Al inicio el edema es con fovea, que se torna duro y con frecuencia sin fovea cuando se torna crónico.
No existen varicosidades, ni pigmentación por estasis y no hay ulceraciones.

Así mismo se puede acompañar de linfangitis y celulitis.

DIAGNÓSTICO

La linfangiografía y los estudios con isótopos radiactivos suelen ser útiles para precisar el defecto linfático especifico.

TRATAMIENTOS Y RECOMENDACIONES

El tratamiento conservador, basándose elevación de miembros especialmente durante las horas de sueño (15 a 20 grados, colocando almohadas debajo del colchón), vendajes elásticos o medias elásticas para trabajo pesado, masaje hacia el tronco para drenar el edema, sea manual o por medio de una bomba lineal de Wright, no son del todo satisfactorios.

Para evitar la celulitis es necesario mantener una higiene adecuada, y tratar oportunamente cualquier tricofitosis de los dedos de los pies.

En caso de exacerbaciones premestruales o estacionales, será necesario administrar diuréticos.

La anastomosis linfaticovenosa por microcirugía ha proporcionado algunos resultados cosméticos y funcionales satisfactorios, en particular en el linfedema primario. Esta técnica puede sustituir a otros actos quirúrgicos que son deformantes y que tienen como fin introducir puentes linfáticos o conexiones venosas linfáticas.
La amputación es el último recurso en las formas graves o cuando se desarrolla un linfangiosarcoma en la extremidad.

Gustavo Castillo R. Ced. Prof. 1256736

http://www.entornomedico.org/salud/salu ... edema.html
patoco
Site Admin
 
Posts: 2175
Joined: Thu Jun 08, 2006 9:07 pm

Return to Linfedema

Who is online

Users browsing this forum: No registered users and 1 guest